Industria armamentística

En los últimos cuatro años, el complejo industrial militar español ha incrementado sus exportaciones de armas en un 20% con respecto al ciclo 2009-2013.

Acción GreenPeace Moncloa Pedro Sánchez
Activistas de Greenpeace despliegan un cartel en Madrid.
Redacción El Salto  publicado 2019-03-12 06:15:00

España es el séptimo exportador de armas a nivel mundial y el tercero que más ha crecido en los últimos cuatro años. Según el informe anual publicado el 11 de marzo por el Stockholm International Peace Research Institute (Sipri), la industria armamentística española copa el 3,2% del mercado internacional, lo que le sitúa solo por detrás de Estados Unidos, Rusia, Francia, Alemania, China y Reino Unido y por delante de Israel e Italia.

Entre 2014 y 2018, el 42% del material se exportó a Australia, el 13% a Turquía y el 8,3% a Arabia Saudí. Esos tres países fueron los principales clientes de la industria armamentística española en ese periodo.

España no aparece en el ránking de los principales países importadores, pese a que el gasto per cápita en material de defensa ha experimentado un leve repunte en los últimos años. En 2017, el Estado ejecutó un gasto de 14.462 millones de euros en compra de armamento, la cifra más alta desde el año 2012, y equivalente al 1,2% del Producto Interior Bruto.

Armas destino a Yemen

El reporte de Sipri subraya que, en los últimos cuatro años, se ha producido un incremento del 7,8% del comercio de armas respecto al periodo 2009-2013. El motivo de este aumento es el crecimiento de un 87% del flujo de armamento hacia Oriente Medio. Arabia Saudí —cuyo Gobierno aprobó un gasto militar en 2017 de 69.000 millones de dólares— se estableció en el periodo 2014-2018 como el principal mercado para Estados Unidos, Reino Unido, Suiza, Suecia y Canadá, si bien estos dos últimos países aprobaron el año pasado moratorias para terminar con la venta de armamento a Riad mientras dure su ofensiva sobre Yemen.El Gobierno de Mohamed Bin Salman en Arabia Saudí ha aumentado un 192% el gasto militar del país en los últimos cuatro años, lo que le sitúa como primer importador de armamento a escala global.

En 2017, España batió todas las marcas anteriores en autorización de exportaciones a Arabia Saudí. Un informe del Centre Delàs reseñaba las ventas realizadas a Riad en 2017: 270,2 millones de euros, separados en un avión de transporte (55,5 Millones de euros), repuestos de aviones,
aviones no tripulados y municiones por valor de 90,1 millones de euros.

Esta cantidad se acumulaba en el segundo año de la guerra de Yemen, declarada por la Coalición Saudí en Arabia Saudí. Un año después, Riad y Navantia firmaban un acuerdo para la venta de cinco corbetas que, según el Centre Delàs, “existe una alta probabilidad de que las corbetas sean utilizadas para realizar un bloqueo naval”.

Tras un inicio esperanzador para las organizaciones antimilitaristas y de derechos humanos por parte del Gobierno de Pedro Sánchez, los socialistas recularon y reestablecieron las condiciones para la exportación a Arabia Saudí en los términos fijados por el Gobierno de Mariano Rajoy. Se espera que las corbetas —que a buen seguro aumentarán el peso de Arabia Saudí en el comercio exterior de la industria militar española— sean entregadas a principios del año 2020.

Desde que el 26 de marzo comenzasen los ataques a Yemen por parte de la Coalición Saudí, se calcula que al menos 20.000 civiles yemeníes han resultado muertos o heridos como consecuencia de los bombardeos aéreos. Save The Children estima que 85.000 niños y niñas han muerto por hambre y enfermedades relacionadas con la situación de guerra.

https://www.elsaltodiario.com/industria-armamentistica/espana-consolida-potencia-exportadora-armas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Post Navigation